Inicio Columnas Salud en el Balsas Maltrato y abandono de menores

Maltrato y abandono de menores

276
0
Compartir

Por Dr. Manuel Portillo Serrano

Gastroendoscopía/Gastrocirugía

 

Este maltrato se refiere no solo el salvaje hecho de dejar a los niños o menores de 12 años absolutamente solos, o hasta totalmente abandonados, como los chicos de la calle, que es el grado máximo de abandono, sino se refiere también a algo más común y que desgraciadamente pasamos hasta desapercibido, como es no suministrarles a los menores las cosas enceníceles para su crecimiento y desarrollo, como es comida, ropa y cuidados, apoyo paternal o maternal, apoyo médico, apoyo físico para su desarrollo, apoyo educativo y apoyo emocional.

Y no conforme de no proporcionar adecuadamente estos cuidados y apoyo, también son maltratados con maltratos de tipo físico, sexual y emocional, o lo que es peor aún, más de dos de estas agresiones juntas.

Desgraciadamente este tipo de maltrato y abandono a menores lleva casi implícito como patología familiar, violencia, así como maltrato a padres mayores y al o la cónyuge, situaciones constantes, persistentes y casi permanentes que hacen que los menores lleguen a presentar trastornos de salud mental y la orientación casi obligada al uso de sustancias tóxicas, y quedan con la idea que ellos también deberán maltratar a sus hijos, porque crecieron con esa idea.

El abandono es más común que el maltrato físico, estas patologías sociales son de origen multifactorial, en donde juegan un papel muy importante la combinación de factores familiares, como los que menciono anteriormente, pero juegan un papel también muy importante los factores individuales, como adicciones y la educación de los padres o tutores, el entorno social en que se desarrolle cada individuo, y el nivel cultural de cada grupo social, la situación económica familiar, desafortunadamente la pobreza genera más niños abandonados y maltratados.

Como Médicos, quitando todas las problemáticas legislativas, deberíamos tener la capacidad de denunciar ante las leyes cualquier abuso, maltrato o abandono, de un menor o un ser humano, para que el gobierno o la autoridad tome cartas en el asunto y proteja a esos menores, incluso de sus padres, retirándoselos y cuidándolos, pero desgraciadamente esa imagen jurídica no existe en nuestro país, y poco podemos hacer como médicos para resolver este problema, que no solo es de uno,  es de todos, y que como sociedad, y haciendo caso a la carta de los derechos humanos de los niños, no deberíamos fallar, pero insisto, desafortunadamente como sociedad y como humanos estamos fallando, ya que existe un alto índice de maltrato y abandono de menores.

Cuando hablemos de abandono físico nos estaremos refiriendo a no cubrir las necesidades esenciales de los niños, comida, ropa, refugio, esta, querida amiga lectora, es la más común de los abandonos, y debemos agregar atención médica, atención dental, atención visual, vacunas, en fin, todo lo que conlleva educar y criar a un menor.

Cuando hablemos de Maltrato físico, es infligir un castigo con agresión física hacia el cuerpo del menor de edad y su propia edad y constitución física débil lo hace muy vulnerable, situación que es la que genera el abuso, ya que el adulto tendrá mayor fuerza física, de aquí aparece el abuso físico, y si este niño tiene problemas como tartamudez, sordera, hipoacusia, déficit de atención, hiperactivo o de plano es autista, las agresiones serán más y más fuertes hacia ellos, debiendo ser al contrario.

Abuso sexual, cualquier acto con un menor que implique satisfacción sexual por un adulto, ya sea tocándolo, exhibiéndole, mostrándole pornografía, hasta penetrarlo, en cualquier vía, situación que no solo se castiga como abuso sino ya como un delito perfectamente tipificado por todas las leyes de los países.

Es alarmante el alto porcentaje de personitas que son abusadas sexualmente y que por miedo o terror, se lo callan, es aquí donde el área Médica, puede detectarlo y debe ser informado inmediatamente ante las autoridades, para que se tomen las medidas pertinentes, para retirar a ese menor del lugar donde está siendo abusado; ya tocaré este tema en un artículo subsecuente.

Gracias por leer este artículo.

Comentarios

comments

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here