Abasteciendo de nutrientes a tu cerebro

0
448

Todos sabemos que la glucosa es imprescindible para el adecuado funcionamiento del cerebro, y que este cerebro trabaja aun cuando estemos despiertos o dormidos, en sueño o en vigilia y que para que esa glucosa entre a la célula nerviosa llamada neurona ocupamos de la insulina, hormona sumamente importante para este proceso, esta glucosa entra a la célula ayudada por la insulina y se desencadena la fosforilación oxidativa, procedimiento este bioquímico encargado de generar el ATP que es el nombre de la energía pura de cada célula el denominado adenosín trifosfato.

Esta producción debe estar siempre bien balanceada y equilibrada, desgraciadamente al ingerir glucosa en exceso y el introducir también en exceso de glucosa a la neurona se genera un factor nocivo denominado “estrés oxidativo”, que en vez de ser favorecedor es totalmente perjudicial.

Ese estrés oxidativo si no es bien controlado llega a desencadenar una muerte celular o el deterioro del buen funcionamiento celular, hasta la muerte celular llamada necrosis, desarrollada en esta manera se denomina daño celular oxidativo.

Otro factor imprescindible para el cerebro aparte de la glucosa es el Oxígeno, por lo que se requiere de un sistema circulatorio adecuado, limpio y bien permeable para que oxigene y llegue la glucosa adecuadamente a la neurona, pero también el oxígeno.

Hasta aquí decíamos que un cerebro trabajaba adecuadamente, pero ¿qué cree, querido lector? se requieren de otros nutrientes que son indispensables para un adecuado funcionamiento neuronal, y aquí en este artículo le mencionaré algunos de ellos, los más importantes, cuáles son y de qué alimento los puede tomar.

  • Iniciamos con las vitaminas del complejo B. Generan energía, reparan ADN, vienen en los frijoles, carnes, cereales y gramíneas.
  • Regenerando músculo, nervio y vasos sanguíneos, lo contienen las semillas, frutos secos, espinacas, frijoles, huevos y papas.
  • Vitamina D, apoyando la respuesta inmune y la formación de huesos, esta vitamina es sintetizada con ayuda del sol en la piel, nos ayuda a producir serotonina, proviene del aceite de pescado, leche, huevos, pollo e hígado.
  • El famoso omega 3 o vitamina F, como antinflamatorio, y apoya al tejido nervioso y a las membranas celulares, lo contienen los pescados, la semilla de linaza, las algas y las nueces.
  • Otros nutrientes que son importantes y no son tan mencionados como la colina, impulsor de la acetilcolina, un neurotransmisor, favoreciendo del estado de alerta, y lo contienen yemas de huevo, leche, cacahuate, hígado y carnes rojas.
  • Calcio, participa en el metabolismo celular, generando citocinas, como neurotransmisores celulares, aunque su función más importante es en los huesos, lo contiene la leche, el queso, la crema, yogurt, sardinas, coles y el tofu.
  • Hierro, elemento de gran importancia en el transporte del oxígeno, importante en la síntesis de la hemoglobina, que es la transportadora del oxígeno a las células del cuerpo, y en este caso a las neuronas.
  • Zinc; de gran importancia en la respuesta inmune del cuerpo, y muy importante en la formación de la dopamina, de suma importancia al impedir la depresión, lo contienen las ostras, los ostiones y los granos integrales, tan de moda en la alimentación actual.
  • Selenio; antioxidante cuya principal función es la tiroides, pero es un excelente antioxidante, importante en el permanecer consiente, lo contienen los frutos secos así como los cereales y el pescado.
  • Cobre, muy importante el cobre en la alimentación como un oligoelemento vital para proporcionar energía y ayudar al hierro en sus funciones, aparte el cobre se usa en varias funciones como una coenzima, para facilitar el uso de las enzimas adecuadamente, esta aparece en el huevo, frutos secos y cangrejo, almejas, semillas de girasol y col.
  • Potasio, de gran importancia en el control hidroelectrolítico, y de suma importancia también en la transmisión nerviosa por las neuronas, y también de gran importancia en la formación del requerimiento energético celular, lo contienen las papas, frijoles, pasas, plátanos, espinacas y tomate.

Como ve, querido amigo lector, mantener un organismo funcionando adecuadamente, lo que los médicos llamamos sostener una homeostasis adecuada, requiere de la ingesta en forma nutricional de varios nutrientes, que en los alimentos debemos ingerir, pero que desgraciadamente no ingerimos y se inician las deficiencias y se favorece el estrés oxidativo generando daño celular con daños que son irreparables y que llegan a ser irreversibles y hablando del sistema nervioso central son de suma importancia.

Gracias por leer este artículo.