Pandemia de obesidad y síndrome metabólico

0
421

Por Dr. Manuel Portillo Serrano

Gastroendoscopía/Gastrocirugía

La toma de decisiones en lo que vamos a comer ha traído a la humanidad una inagotable cantera de problemas, y con esto, varias enfermedades.

Así, tenemos que una dieta moderna actual está basada en granos refinados, azúcares, grasas de todo tipo donde predomina la grasa de puerco, la llamada grasa saturada, la manteca de cerdo por económica, la más usada, así como el incremento en las grasas saturadas, en todo tipo de preparación de alimentos estas grasas son altamente peligrosas, yo les llamo las grasas “tapa arterias”, todo esto aunado a una vida totalmente sedentaria, aunado al estrés de todo tipo de la época actual, aunado al síndrome metabólico, han generado una real pandemia de obesidad y del síndrome metabólico.

Para describir el comer, toda esa serie de comidas chatarra y alimentos no tan nutritivos se le ha dado en llamar “comida cómoda”, que son alimentos ricos en calorías y grasas y bajo de nutrientes adecuados.

Para ejemplos tenemos la pizza, el helado, el pan blanco y todo tipo de alimento procesado, agregando mucha azúcar y mucha grasa, para satisfacer solo la cantidad no la calidad.

Llevado a nuestra sociedad, están los tamales, las quesadillas, las mixtas, los tacos, el exceso de grasa en la preparación de los alimentos y el exceso de chile y condimentos en la preparación de todo tipo de alimentos.

Otro punto importante es no solo la calidad de las comidas sino la cantidad, criticamos a los Mac Donalds por los supersize, los supertamaños, pero vea usted, querido lector, una quesadilla hace unos años era una pieza de tortilla del tamaño normal, hoy día la quesadilla es tamaño mixta el triple o el cuádruple del tamaño real, las tortas son del triple y hasta el cuádruple del tamaño real normal, y con abundante mantequilla y grasa, el tamaño de los licuados ya no es del tamaño de un vaso normal de 250 ml, es del tamaño del vaso de la licuadora 2 litros, y ¿qué cree? nos lo tomamos, ¿cómo no se va a desencadenar una pandemia? que es el desarrollo de un padecimiento en un momento y en una región del mundo.

Lo peor de todo esto, es que esta pandemia la generamos los seres humanos con el exceso de la ingesta de todo tipo de alimentación ya modificado en exceso y con dificultad para almacenarlo en el cuerpo generando la obesidad y el síndrome metabólico.

En varios trabajos se ha analizado por qué la humanidad ha girado o sesgado su alimentación a ser tan mala y abundante; existen dos razones claves: una, el aumento del poder adquisitivo de esa familia y las carencias que presentó en su infancia y juventud, que quiere mejorar aumentado las ingestas; y el otro y más importante, el factor estrés, que hace que un paciente coma más alimentación de comida cómoda, como el exceso de comida le sirve al paciente estresado como un tranquilizante, lo usará cotidianamente alejándose de su peso corporal adecuado y acercándose a la presencia del síndrome metabólico.

Se recomienda hacer una dieta que base su alimentación en verduras, frutas y ensaladas, con proteína de tipo animal, predominantemente carnes blancas, pollo, pavo y pescado, carnes rojas lo menos posible pero sí son necesarias, y el puerco lo menos que se pueda, comer alimentos que no contengan grasas ni manteca, y si va a usar aceites que sean de olivo o de ajonjolí y usar lo menos posible.

Un punto que se le ha olvidado a la humanidad es el ejercicio, se olvidó porque ya se busca la comodidad, dejar el carro lo más cerca de la puerta, no caminar, va a la tienda se va en el carro, va a subir tres pisos busca el elevador, va a comprar algo buscará el automóvil, llega a casa y se sienta o se acuesta, bueno, no se para, no se mueve ni siquiera para cambiarle al televisor, mucho menos para encenderlo, con la justificación que trabajo mucho, ya no hace nada, y eso ha generado esta terrible pandemia de obesidad y síndrome metabólico que nos está consumiendo como sociedad, y que hace que aparezcan todas las enfermedades crónico degenerativas que conocemos, diabetes, hipertensión, infartos, accidentes vasculares, derrames cerebrales y todo esto lo podemos evitar si comemos mejor y hacemos ejercicio.

Suerte en la elección de sus alimentos y evitemos esa aparición de enfermedades crónicas.

Gracias.