Por leonino, Síndico rechazó firmar contrato de arrendamiento de la casa donde vive el actual director de Seguridad Pública Municipal

0
720
Una de las anomalías encontradas por el síndico en la cuenta pública del cuarto informe trimestral del ejercicio fiscal 2018, es el pago de una renta de alrededor de 20 mil pesos mensuales, de la casa donde vive el actual Director de Seguridad Pública Municipal, Tte. Samuel Tapia Rodríguez.

* Y pese a no haberlo autorizado, se está pagando con dinero del ayuntamiento alrededor de 20 mil pesos mensuales.

Por Rafael Rivera Millán

Al actual director de Seguridad Pública Municipal, el teniente retirado de la Armada de México, Samuel Tapia Rodríguez, el ayuntamiento le ha estado pagando la renta de la casa donde vive, y que de manera extraoficial, se dijo son 20 mil pesos mensuales, y se conoció que se trata de un inmueble ubicado en un fraccionamiento cercano a la plaza comercial Plaza Las Américas de esta ciudad, dinero que se ha estado pagando de las arcas municipales, precisó el síndico Miguel Ángel Peraldí Sotelo.

Por eso justificó el reprobar y no aprobar dicha cuenta, pues a pesar de la rebeldía de servidores públicos como el tesorero Manuel Esquivel Bejarano y la Oficial Mayor Leticia Alejandre Palma, que no le han querido dar ninguna información, investigación realizada por la sindicatura se descubrió que hay una serie de contratos con prestadores de servicio que no han sido firmados por él como síndico, y que sin embargo se han estado pagado, lo cual es ilegal.

Dicho contrato afirmó el síndico Peraldí, no lo firmó él por lo leonino de las cláusulas del pacto volitivo y que obviamente va en contra de la Hacienda Municipal, pero a pesar de ello se está pagando la renta.

También apuntó que los contratos suscritos por la actual administración municipal con diversas instituciones bancarias, no han pasado por la firma de la sindicatura y por lo tanto desconoce su alcance, sus fines y sus cláusulas.

Otras de las anomalías que según el Síndico Municipal se encontraron en el referido informe trimestral, es que en el rubro de ayudas sociales no se encuentra justificado, ni suficientemente aclarado los apoyos económicos, ni de materiales, mucho menos de alimentación, además en este rubro no debe incluirse el pago de prestaciones sindicales.

Asimismo expresó que en el rubro de donativos, no se especifica a qué institución se donó semejante suma, mucho menos la justificación.

Tampoco señala el síndico, no está reportado en los estados financieros el robo de $ 155,680.00 (Ciento Cincuenta y Cinco Mil Seiscientos Ochenta Pesos, M.N.), sufrido por uno de los empleados de la Tesorería del ayuntamiento y de lo cual adjuntó a su escrito de anomalías, la copia de la denuncia respectiva.