Conceptos nuevos en el esófago de Barrett

0
229

Por Dr. Manuel Portillo Serrano

Gastroendoscopía/Gastrocirugía

El esófago de Barrett es un reemplazo del epitelio esofágico escamoso por epitelio columnar, y el diagnóstico inicial se hace con la endoscopía al observar las lesiones en la unión esofagogástrica, la importancia de este tipo de lesiones es que se trata de una lesión pre maligna, ¿a qué se refiere esto? que es potencialmente un cáncer, realizándose una metaplasia intestinal que desgraciadamente terminará en un cáncer.

Se desarrolla una tumoración llamada adenocarcinoma de esófago, que es la sexta causa de muerte por cáncer, del planeta y está tomando más auge justamente porque no le ponemos atención a este padecimiento, y es donde iniciamos a cambiar el concepto, no debe ser visto como algo sencillo, algo banal, debe ser visto con toda la seriedad que esto representa, es una lesión que se puede hacer cáncer y de lo que yo haga como médico y convenza a mi paciente de que lleve su dieta, que tome sus tratamientos adecuadamente y de que acuda a su control adecuado mediante endoscopias y biopsias se podrá  evitar que esto progrese a una lesión de tipo maligno, dependerá el éxito y la propia vida de ese paciente.

Hemos observado que los porcentajes de pacientes con esófago de Barrett, han ido a la alza en relación con la población general en la aparición de un cáncer de esófago, en relación con un esófago de Barrett, y vemos que son altamente significativas, y en la cohortes de pacientes que se han estudiado en estudios muy amplios se ha podido determinar que la malignidad seguirá a un esófago de Barrett, de aquí la importancia de estudiarlos y detectarlos a tiempo, pero sobre todo clasificarlos adecuadamente.

Menester tomar biopsias hasta 12, radiadas en el esófago en la zona donde está la lesión del esófago de Barrett, las piezas deben ser valoradas por patólogos especializados en el área de tubo digestivo, para que la lectura e interpretación de la lesión sea fidedigna, de aquí que cada gastroenterólogo, cuente con un o una patóloga de confianza que le realice los estudios y sobre todo que nos permita estadificar y ver los cambios que se van realizado del epitelio del esófago progresivamente en cada caso individualmente.

Los factores de riesgo y que se presentan en casi todos los esófagos de Barrett, son fumadores, pero fuertemente positivos, hasta 20 unidades al día, alcoholismo crónico, sobre todo bebidas con alto contenido de alcohol o bien incluso la ingesta de alcohol puro, que sean del sexo masculino, sometidos a estrés continuo, pacientes con líneas de mando y puestos de responsabilidad y seguido y que la alimentación sea rica en irritantes, picantes y sustancias químicas del tipo de los refrescos o bebidas gaseosas, tener horarios completamente discontinuos para comer  y ser portadores no solo de H Pylori sino también de síndrome metabólico o diabetes, o ser hipertenso con ingestas de medicamentos en forma crónica.

Como observa mucha gente está en esos rangos de comorbilidades y fácilmente ser portador de un padecimiento como síndrome de Barrett.

Ahora ve cómo cambian los conceptos y los criterios sobre todo en el manejo, ya que si nos descuidamos, esa patología nos desencadenará un cáncer que es y seguirá siendo nuestro enemigo a vencer, nos está diciendo y nos está informando por donde se va a ir un posible cáncer y no nos puede ganar; el concepto ha cambiado.

Gracias.