ES EXTRAÑA LA ACTITUD DEL OIC EN EL CONFLICTO DEL DISTRIBUIDOR VIAL: CMIC

0
333
Miguel Ángel Maldonado Macedo, Coordinador de la Comisión Mixta de Enlace Empresarial de la CMIC local, durante el pronunciamiento de ayer del organismo en torno al Distribuidor Vial.

* La ciudad y la APILAC no tendrían los problemas que están pasando si Rafael Gil Ortiz, titular del Órgano Interno de Control, hubiera avisado en tiempo y forma que había la inconformidad de Loros sobre el fallo de la licitación de la obra.

Por Rafael Rivera Millán

Los problemas por los que está pasando la ciudad con una obra iniciada en tiempo y forma por IDINSA e ICA, pero luego fue suspendida, y los asuntos legales en los que está inmersa la Administración Portuaria Integral de Lázaro Cárdenas, se pudieron haber evitado, si el Órgano Interno de Control de la Función Pública hubiera avisado en tiempo y forma al director de la APILAC que se había presentado la inconformidad de Loros en contra del fallo de la licitación que se dio el 9 de diciembre pasado.

Esto hubiera evitado a que no se diera el anticipo ni se autorizara el inicio de la obra por parte de IDINSA e ICA, para atender la inconformidad de la empresa Loros, pero el responsable del OIC Rafael Gil Ortiz, ocultó esta situación casi un mes, y ahora ahí están los problemas, porque ahora hay que finiquitar por anticipado los trabajos para proceder a efectuar un nuevo fallo, dijo Miguel Ángel Maldonado Macedo, Coordinador de la Comisión Mixta de Enlace Empresarial de la CMIC local.

Lo anterior, al ser cuestionado, luego de dar un nuevo posicionamiento de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, en donde se hizo un llamado enérgico y sólido a las empresas involucradas en este conflicto legal, a que se respete el nuevo fallo de la licitación que habrá de darse en breve, para que finalmente pueda reiniciarse este mago proyecto, con una inversión de más de 500 millones de pesos.

“Porque hay la confianza de que el nuevo fallo se dará en atención al análisis de los soportes técnicos, económicos y legales, de acuerdo a las bases de la convocatoria y a lo establecido en la Ley de Obras Públicas del gobierno federal, a fin de que alguien no se vuelva a inconformar y esto sea un cuento de nunca acabar”, precisó el vocero de los constructores locales.

El interés como cámara de los constructores añadió, es que la obra se destrabe, que se defina al ganador porque la ejecución del proyecto significará la contratación de mano de obra de manera directa con los trabajadores o con las empresas afiliadas a la CMIC.

Es extraño recalcó que una obra de tal magnitud, que se da el fallo el 9 de diciembre, y que aparentemente la inconformidad se presentó en los tiempos legales que había de hacerse, no entendemos el por qué el OIC dejó pasar casi un mes para comunicarle oficialmente al director de la APILAC que Loros no estaba de acuerdo con el fallo de la licitación, esto cuando ya se había dado el anticipo y autorizado el arranque de los trabajos a IDINSA e ICA. “Seguramente las autoridades correspondientes tendrán qu analizar esta situación”, puntualizó Maldonado Macedo.

Rechazó que las protestas que han estado haciendo diversos organismos empresariales o sociales para presionar a que esta obra se reinicie lo más pronto posible, sea por un interés personal o para favorecer a una empresa en particular.

“El tema es una afectación general, no solo del sector de la construcción. El Distribuidor Vial es una obra importante que nos interesa a todos para que pueda haber más desarrollo en el municipio”, expresó.

Al preguntarle si en la forma de aceptación de la inconformidad de Loros y la fecha tardía en hacerle del conocimiento de esto por parte del OIC al director de APILAC, pudiera haber “mano negra” en ello, dijo desconocer la situación, pero que en todo caso las personas competentes tendrán que revisar esto. “Lo que nos extraña son los tiempos que se dieron del inicio del proyecto y luego casi un mes después se le avisa al director de la API para que pare la obra, siendo que hay tiempos establecidos para ello”, reiteró.

En torno a que pudiera haber un riesgo de que los recursos asignados para la obra, sean cancelados o que el gobierno federal los jale para otro rubro, el vocero de los constructores señaló que aunque el director de APILAC ha dicho que ese dinero está etiquetado, “esa es nuestra preocupación que tenemos como constructores de que se vaya a quitar ese recurso, sabemos que eso está latente, porque el presidente AMLO está buscando recursos a través de los diputados y de todos los organismos a su alcance, por ello urgimos a que se de el nuevo fallo, y que las empresas no se vuelvan a inconformar, para que esto no sea un cuento de nunca acabar”.

Como CMIC reiteró no están con ninguna bandera, que lo único que quieren es que el proyecto no se pierda. “No queremos que pase lo de siempre con los mega proyectos que siempre nos han anunciado y que finalmente no se hacen por una u otra causa, lo que nos interesa es que se haga la obra, sean quien sea, pero que la hagan, porque corremos el riesgo de que se pueda perder el recurso”, puntualizó.