Mineros piden a Itzé no dejar obras inconclusas

0
274
Martín Granados Martínez, Secretario de Asuntos Políticos de la Sección 271 de Mineros.

Por Francisco Rivera Cruz

Porque las obras iniciadas en este gobierno municipal no se conviertan en elefantes blancos y se concluyan, se pronunció Martín Granados Martínez, Secretario de Asuntos Políticos de la Sección 271 del Sindicato Minero.

Invitado a expresar sus puntos de vista del II Informe de Gobierno, en la cuarta mesa de análisis organizada por Gente del Balsas, el sindicalista dijo que la ciudad y el municipio ocupan de más obra y voluntad para que no queden obras inconclusas.

Al mencionarle la ampliación de la carretera en la avenida Morelos de Las Guacamayas, dijo que es muy bueno crear y ampliar infraestructura, aunque ojala trabaje quien tenga que hacerlo y se den cuenta que es más necesario ampliar la carretera La Orilla-La Mira.

En comparativo al primer año de la administración de Itzé Camacho, dijo que además de ser un año atípico, se aprecia un periodo medianamente bueno, al ser más atendidas las necesidades de la población.

En el conflicto entre el Ayuntamiento y ArcelorMittal, la empresa para la cual prestan servicios, señaló Granados Martínez que en realidad no afectó, dado que fueron áreas administrativas y no de producción las que se clausuraron.

Recordando el popular dicho de “Cuentas claras amistades largas”, expuso que si hubiera pendientes pro la acerera, tendrá que cumplir, y si hay error del Municipio, éste se debe sujetar a la normatividad.

Entre lo que se quisiera el gobierno municipal, el minero dijo que está informar sobre el fondo minero, que planeado para que se alcancen mejoras en infraestructura, “quisiéramos que hubiera información de dónde se está empleando”.

Aunque haya la mala creencia de que los mineros se cuecen aparte, participamos con la población como gestores, buscando para mesas directivas de colonias y comités de padres de familia de escuelas, apoyos, y recursos, logrando materiales donados por ArcelorMittal, como madera y tambos.

En el tema político electoral, y que se maneja que el gremio minero iría con el PT en el proceso comicial que inicia el próximo mes y concluye a mediados de 2021 con la renovación de poderes en los Congresos y alcaldías, dijo que nada hay todavía.

“Hasta ahora no hay nada establecido, no estamos casados ni divorciados, en la anterior elección tomamos participación con el PT, sin que quiera decir que habrá continuidad; la política se toma con mucha seriedad”, anotó.

En el tema de COVID-19, dijo que hubo y hay ardua labor entre ArcelorMittal y el Sindicato, que empezó con disponibilidad para cumplir el decreto de un mes de resguardo y después en lugar de salario mínimo, pago al 100 por ciento.

Sobre los obreros de WP que nuevamente están en paro laboral en defensa de sus derechos laborales, Marín Granados, dijo que el detalle está en que hay que saber negociar y sacar beneficios para todos y no para algunos. Ahí, dijo, se percibe mucha desinformación, abuso, deudas y personas sacadas por contingencia a las que no se pagaba.

Teniendo razón en sus demandas, nosotros tratamos de sacar el asunto de la mejor manera, siempre ha habido apoyo del Sindicato, personalmente he acompañado para liquidaciones y obtención de equipo de protección, argumentó.

Al anotar que han estado atentos a que se eviten atropello de sus derechos, aseveró que casi con todas las contratistas se han tenido problemas, y recién se ha visto además de WP a Coconal.

Finalmente, apuntó que hay retraso en la instalación del laminador, ya de un año, y aunque tendrían que ver los paros laborales, el mayor atraso se origina por la pandemia, con lo cual y como no hay una fecha para concluir, no se ha trabajado con ArcelorMittal los empleos a ocupar.

Al preguntarle finalmente al representante minero qué desearía del gobierno municipal en este último trecho de administración, respondió que la obra a la que ha dado banderazo no quedara como elefante blanco y que no se lleven hasta las sillas, como en otros gobiernos.

Cabe señalar que en esta cuarta mesa de análisis fueron invitados y confirmaron con toda oportunidad, José Abarca García, Secretario General del Sindicato de Trabajadores al Servicio del Ayuntamiento local y Miguel Gutiérrez Tapia, Secretario General de los Trabajadores al Servicio del CAPALAC, pero inexplicadamente no acudieron.