Hiperinsulinemia

0
259

Por Dr. Manuel Portillo Serrano

Gastroendoscopía/Gastrocirugía

 

Esta palabra ¿qué significa? Significa que existen cifras elevadas de insulina en el torrente sanguíneo de un cuerpo humano, entendiendo por insulina, esa hormona encargada de disminuir la glucosa en sangre y la encargada de la utilización de esa glucosa por la célula, que al subir la glucosa sube la insulina y esta insulina tiende a bajar el nivel de glucosa en sangre, introduciéndola a la célula para su uso energético, y al ser elevada la cantidad de insulina, también tenderá a almacenar el exceso de glucosa en forma de grasa, principalmente en tejido celular subcutáneo y en el área intestinal y abdominal y peri abdominal.

Hemos detectado que son muchas las patologías actuales en el ser humano, que se deben a la presencia persistentemente de esa hiperinsulinemia, nosotros iniciamos asociando exclusivamente a la diabetes y nos damos cuenta con el tiempo que muchas patologías como la obesidad, la hipertrigliceridemia, la hipercolesterolemia, la arterioesclerosis, las alteraciones en tiroides y la odiada obesidad, poliquistosis ovárica, son desencadenadas por ese hiperinsulinismo, que lleva a un ser humano a desencadenar enfermedades crónico degenerativas que tarde o temprano lo dañarán irremediablemente siendo hasta mortal.

Entre más grasa haya en un cuerpo humano más insulina estará circulando en ese cuerpo, llegando a ser tanta la insulina circulando que origina una resistencia a esa insulina, esto quiere decir que requerirán grandes cantidades de insulina para poder ejercer su función, por lo que se llamará resistencia a la insulina, y esto desencadenará que esa grasa exista almacenada en el tejido subcutáneo abdominal (llantita), y este es el contenedor más peligroso de la grasa, Inter intestinal, en epiplón y en mesenterio, la llamada grasa visceral, amarilla y que es altamente peligrosa, porque es, podemos decir, la desencadenante de todo el descontrol metabólico de un ser humano.

Cuando es mucha la caloría ingerida por un ser humano, mucha comida o bebida, y esta se encuentra en forma de glucosa o de grasa, el cuerpo inicia a almacenarla en el tejido celular subcutáneo, por el exceso de calorías ingeridas, pero llega el momento que ya no cabe la cantidad de grasa en el cuerpo y tiende a almacenarla en las vísceras, que es donde se inicia el descontrol y el deterioro de un cuerpo humano, ya más severo, más deterioro hacia enfermedades crónico degenerativas como diabetes, hipertensión arterial, hipotiroidismo, en fin, todo el conjunto de síntomas de un síndrome metabólico o síndrome X, ya que almacenará grasa en hígado, intestino, páncreas, en fin, en toda la cavidad abdominal.

¿Cómo te das cuenta de que inicias con hiperinsulinismo? Porque presentarás cansancio y fatiga crónica y con un pequeño esfuerzo, sentirás que el corazón se te sale del pecho por la taquicardia y los latidos acelerados, primero baja la presión arterial y después hipertensión, la cual es sostenida, y con mucho, uno de los síndromes más peligrosos en el hiperinsulinismo y desencadenante de mucha patología de tipo accidente vascular o trombosis cerebrales. Cefalea, o sea dolor de cabeza, desde leves a migrañas bien establecidas, aumento en la frecuencia cardiaca en una caminata mínima o ligera y sentir que late el corazón muy rápido y se percibe latido en cuello y en las sienes.

Aumento paulatino de peso inicialmente dos a tres kilogramos, pero pueden llegar a ser 30 a 40 Kilogramos, incrementando el IMC (índice de masa corporal) a cifras altamente peligrosas de obesidad mórbida,  y se presentan estos pacientes con mucha resistencia para bajar ese peso, haciéndolo casi imposible de bajar y si lo logran es con mucho esfuerzo, tanto físico como dietético, que hace que más de la mitad de las personas que inician dietas y tratamientos prefieran abandonarlas y seguir comiendo igual y sin hacer ejercicio, tendrán irónicamente mayor hambre sobre todo tarde y noche más en la noche, y en la mañana no hay apetito, tendencia franca a ansiedad, depresión, suben niveles de colesterol, triglicéridos y glucosa, se presentan sudoraciones, calambres, temblores, cansancio, fatiga sueño en todos lados y en todas horas, tendencia a quedarse dormido, mucha flojera y ganas de estar solo acostado o sentado, existen mareos desde muy sencillos hasta muy graves, exceso de vellos en la mujer, secundario a ovarios poliquísticos, aumento del perímetro abdominal (más panzones), acné sobre todo en cara, y la presencia de verrugas abundantes en el cuello y axilas, inicia con una escalada de retención de líquidos por reacomodo de agua en el cuerpo, siempre las piernas y sobre todo los pies hinchados después de un día, manchas negras en manos, cuello y pelvis, necátor nigricans ya mencionado en esta serie de artículos,  pero lo más grave puede llegar a un accidente vascular cerebral, a un coma diabético o a un problema de tipo arterioesclerosis que lo pueden llevar a un infarto.

Haga caso a su médico, ejercítese, coma lo indicado y evite el hiperinsulinismo, este mata, poco a poco, pero mata.

Gracias por leer este artículo.