CONFÍA CCE LOCAL EN EL DESARROLLO DE LA REGIÓN CON EL PRÓXIMO GOBIERNO ESTATAL

0
213
Daniel Torres Causor, presidente del CCE local, acompañado de Manuel Ferrayola Guzmán, miembro de dicho consejo, expresaron anoche que existe confianza en que durante el próximo gobierno estatal, se haga realidad el desarrollo del puerto michoacano.

* La “alineación” de los tres niveles de gobierno, será garantía para la gobernabilidad en Michoacán, les dice Bedolla a empresarios.

Por Rafael Rivera Millán

Durante la charla sostenida anoche en el Noticiero de este diario, con los ingenieros Daniel Torres Causor, Presidente del Consejo Coordinador Empresarial y Manuel Ferrayola Guzmán, miembro de dicho consejo, ambos coincidieron al señalar que fue favorable la reunión que la noche del jueves sostuvo el empresariado porteño con el gobernador electo de Michoacán, Alfredo Ramírez Bedolla.

Dijeron que el gobernador electo les pidió confiar en él, ya que a partir del primero de octubre próximo, los tres niveles de gobierno estarán alineados, con lo que se terminarán los años de pleitos entre los ejecutivos estatal y federal o municipal.

Concretamente dijeron los representantes del CCE local, el mandatario electo les pidió confianza pero también su apoyo, para respaldarle en las decisiones que a partir del primero de octubre próximo lleve a cabo, para darle certidumbre a Michoacán y en particular al puerto de Lázaro Cárdenas, que tanto se ha visto afectado por los constantes bloqueos de carretera y vías férreas.

Torres Causor y Ferrayola Guzmán, señalaron que fueron varios puntos los tratados con el gobernador electo, como seguimiento a la reunión que sostuvieron con él cuando era candidato, y que tienen que ver con el mejoramiento de la conectividad del puerto, principalmente en la ampliación a 4 carriles del tramo de la autopista Lázaro Cárdenas a Uruapan, así como la operatividad del aeropuerto local, que está en riesgo de perderse su concesión si no se cumplen los requisitos que está exigiendo la SCT para la renovación de su permiso de operación.

También se estableció el compromiso de mejorar la conectividad en los puntos “muertos” de la autopista, para que haya una continua conexión vía celular o de internet, para evitar que los delincuentes se aprovechen de esa falla que actualmente hay para robar los camiones cargados de mercancías.

Se dejó en claro con el gobernador electo, que es necesario apoyar el desarrollo del puerto michoacano, por todo lo que representa no solo para la entidad sino para el país en general, por lo que es necesario que ya no haya conflictos o que de haberlos no se solucionen rápidamente, y se deje el estado o la federación de estarse echando la bolita para resolver los bloqueos carreteros o ferroviarios que tanto afectan la imagen de Puerto Lázaro Cárdenas, pues esta mala imagen genera incertidumbre en los nuevos inversionistas que la piensan dos veces para venir a asentarse aquí.

En el tema del Distribuidor Vial, es una situación todavía incierta, pues si bien el dueño de la empresa Loros está dispuesto a presentar su desistimiento de su inconformidad por el fallo de la licitación respectiva, hace falta que la APILAC y el Órgano Interno de Control de la Función Pública se pongan las pilas y se busque pronto una solución al conflicto que está en un pleito judicial muy tardado y por ello sigue latente el que el presupuesto asignado por la APILAC para esta obra sea cancelado, y aunque la obra puede seguir firme, hay que volver a gestionar esos recursos pero ya no sería para el presupuesto federal del 2022, sino para otro tiempo más y ese es el problema que hay.