GOBIERNO MUNICIPAL TRANSITA ENTRE LA OPACIDAD TOTAL Y LA IMPROVISACIÓN

0
189
Los ingenieros Alfonso Castillo Abogado y Benjamín Rodríguez Álvarez, Presidente y Secretario respectivamente del Consejo Ciudadano de Transparencia de este lugar, durante su participación anoche en el Noticiero de este diario.

* Dirigentes del CCT dieron a conocer anoche en el Noticiero de este diario, las denuncias penales que han interpuesto en contra de la alcaldesa Itzé Camacho.

Por Francisco Rivera Cruz

Contra el gobierno municipal de Lázaro Cárdenas, el Consejo Ciudadano de Transparencia ha interpuesto denuncias penales ante la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción y el Tribunal de Justicia Administrativa del Estado de Michoacán.

Así lo informaron Alfonso Castillo Abogado y Benjamín Rodríguez Álvarez, Presidente y Secretario respectivamente del Consejo Ciudadano de Transparencia (CCT), quienes establecieron que para poder aspirar a administraciones con rendición de cuentas hay que involucrarse en las decisiones públicas, mayor cultura de denuncia y la exigencia de derechos.

Manifestaron que se puede mantener confianza en que aunque se prolonguen los procesos y se empeñen en enredarlos desde el gobierno señalado, al final habrá fallos.

El gobierno municipal ha tenido que pagar multas y sanciones por delitos y señalamientos electorales, donde hubo denuncias por otros, y en el caso del CCT ha denunciado por incumplimiento de perfiles, porque aunque la autoridad ha pedido voto de confianza para algunos colaboradores, lo que se necesita es eficiencia y conocimiento para sus funciones.

Se ha incumplido con la instalación del Instituto Municipal de Planeación (Implan), que por ley se debía tener en funciones en diciembre de 2021, y mientras la ciudad es anarquía y siguen tomándose decisiones en base a ocurrencias, como la ciclopista, que se construirá en la avenida Melchor Ocampo.

“Vamos a gastar dinero en qué, quieres arreglar Melchor Ocampo, pon orden a banquetas y pon drenaje. Vivimos en municipio donde las ocurrencias son bienvenidas”.

Al traer a mención el fracaso y malgasto de la fuente danzante, dijeron que, en el caso de la ciclopista, se evidencia otra vez falta de planeación, ¿qué van a hacer en las boca calles?, ¿con las separaciones? Se ve la ocurrencia, es de gente que no ha vivido experiencias de ese tipo.

Pese a que el Implan tiene probada razón de ser porque auxilia en la planeación, ordena el crecimiento urbano y es banco de proyectos técnicos, y a La Piedad le sacó de anarquía a una ciudad regulada y que tiene el sistema de agua más eficiente del país, el gobierno local sigue incumpliendo la ley y evitando desarrollo con proyección.

Ha sido ese incumplimiento y quebranto a la ley, otro motivo de denuncia, aseveraron al acudir al Noticiero de Gente del Balsas.

Las anomalías seguirán, apuntaron, mientras los ciudadanos no tomen la batuta, exijan que acaben proyectos salidos de gente que no vive ni sufre los problemas de la zona, como es el caso de Melchor Ocampo, avenida donde los bares limitan o están cerca de escuelas, punto crítico que genera o permite el mismo ayuntamiento.

Mientras no se participe en las decisiones públicas, seguirá la contaminación gravísima, con escurrimientos de lixiviados y basura a los mantos freáticos, esteros y espejos de agua.

Marcaron que como CCT van lentos, pero “no por nosotros, sino porque las autoridades se toman todo el plazo posible para contestar aquello solicitado y que lo hacen incompleto o que no corresponde”.

Y con todo y que las propias autoridades ponen freno, los resultados y evidencias que se tienen, apuntan a irregularidades en el manejo de programas y recursos.

Se enfrentan a respuestas con dolo y un juego en que se oculta o tergiversa la información, afirmaron. Definiendo que la autoridad local que encabeza Ma. Itzé Camacho, transita entre la opacidad total y el tortuguismo.

En la información que a cuentagotas proporcionan, a veces obligados por alguna autoridad superior, superada la etapa de que no aparece o no se tiene, llega borrada en nombres y renglones enteros.

Respecto a que el gobierno local denunció a colonos que exigieron mejoras, entre ellas al servicio del agua y drenaje, además de garantizar salud pública con el tratamiento a las aguas negras, dijeron que es parte de lo que vivimos, amedrentar y tratar de atrasar y enredar los procesos, porque saben que tienen las de perder.

La idea es llevar a la gente a conformismo o la resignación, y que se diga nada en los gastos de obras sin sentido, sabedores que sin satisfactores básicos resueltos, no se puede tener o aspirar a los satisfactores económicos.

La improvisación, las obras de ocurrencia y gastos sin dar cuentas seguirán, mientras la ciudadanía no se integre a los organismos sociales y de vigilancia, porque por ejemplo para cada obra debería haber una contraloría social que oriente, avale gastos y calidad de materiales.