POLÍTICA CON LA IZQUIERDA

0
323

Ayer que anduve paseando por algunas calles de este rancho grande, me topé con unos espectaculares  grandotototes de don Silvano Aurioles, quien sigue paseándose por todos lados y sin ni oir ni ver todos los comentarios negativos que se dicen de él.  Él siempre busca la forma de estar en la opinión pública y al igual que las corcholatas de AMLO, él ya anda en campaña, quiere ser el mero mero preziso de la república pero como todos lo dicen y comentan, sus verdaderas intenciones son negociar una candidatura pluri, ya sea al senado o a la diputación federal. Con que no vaya a salir con que quiere ser diputado local para regresarle todas al gober, imagine patrón el desmauser que le armaría en el Congreso del estado, para empezar, voicotearía todas las propuestas del gobernador y en segundo lugar prepararía terreno para abrir camino al candidato del 2027 en el gobierno  del estado, esos rumores se están replicando por todos lados, de ser así, el gobernador tendría que cambiar a casi todo su gabinete y poner diputados chiplocudos como candidatos de Morena porque de ser cierto ese rumor, las cosas empezarán a tomar otro rumbo, no importa que a Silvano no lo quieran, no importa que el PRD esté por los suelos, el ex gobernador se mueve en las altas esferas y en ese ambiente no importa que el pueblo no los quiera, ¿será capaz  el doitorcito Leonel de sacrificarse y meterse al ruedo como candidato a diputado local para hacerle frente a don Silviano? . La verdad patrón entre todos los morenistas no hay nadie que tenga el poder de negociación del doitorcito y también de que no se anden por las ramas.  Hoy en día es el único que puede medio contener políticamente al ex gober vengador, perdón, chiflador, y no cabe duda ahora el gober Bedolla  tendrá que procurar llevar una mejor relación con el doitorcito, porque de lo contrario también podría estarle haciendo el feo y se las vería muy mal en su gobierno, pero algo es bien claro, los intereses de poder los unen, así que esto se va a poner muy bueno. Hasta la próxima.