En Michoacán 3 de 3 contra agresores ya es Ley y debe aplicarse: Mónica Valdez

0
288
Mónica Valdez Pulido, integrante de la LXXV Legislatura del Congreso del Estado.

En Michoacán el 3 de 3 contra agresores para impedir su participación en los procesos electorales ya es Ley y debe aplicarse, recalcó la diputada perredista Mónica Valdez Pulido, integrante de la LXXV Legislatura del Congreso del Estado.

La diputada por el Distrito de Zacapu recordó que, en julio de 2022, el Pleno Legislativo tuvo a bien aprobar la reforma al Código Electoral que ella presentó a inicios de Legislatura en donde la violencia contra las mujeres ya sea sexual, doméstica, política o económica, será impedimento para poder acceder a cargos de elección popular.

“Hoy ser violentador y deudor alimentario, ya es impedimento para poder acceder a espacios de elección, designación o concurso, lo que sin duda ha sido un paso muy importante en Michoacán impulsado desde esta diputación de Zacapu”.

Apuntó que, si bien es cierto que una altísima proporción de las denuncias por violencia contra las mujeres no derivan en castigos, debido a la muy elevada tasa de impunidad que existe en nuestro país, no se espera que la reforma transforme de inmediato conductas arraigadas, pero sí se prevé que sea una medida que, de visibilidad y relieve al tema de los derechos de las mujeres a una vida libre de violencia, ni más ni menos que en el ámbito político-electoral.

“Así como el año pasado se votó a favor esta iniciativa que presenté y hoy es realidad, es importante que ahora el Congreso del Estado apruebe la minuta a la reforma constitucional federal, que prevé una medida similar para nuestro país en el ámbito federal”.

Mónica Valdez destacó que el hecho de que los candidatos a cargos de elección se obliguen a presentar una declaración de no existencia de antecedentes penales por cualquiera de los tipos de violencia en contra de las mujeres, o a no tener adeudos alimentarios es sólo un primer eslabón en la cadena de acciones que deberían asumir los partidos políticos para demostrar su compromiso con la lucha en contra de la violencia por razones de género.